INDIA 2019 (I)

Del 11 al 23 de Marzo

PARTICIPANTES: Coral Bordas, Manolo Arribas, Guille Muñoz, Sanzeev Acharya y Quique Marcelo

CRÓNICA
(Parte I)

Si hay un país en el mundo lleno de contrastes, con una espectacular mezcla de gente, culturas, colores, olores, tradiciones, vistosos atuendos, etc., ese es India.

Si hay un país en el mundo con una fauna descomunal, con más de 1100 especies diferentes de aves, más de 400 especies de mamíferos, por no hablar de anfibios, reptiles, mariposas, etc., ese es India.

Por todos estos motivos, ¿Cómo decir no a un viaje tan atractivo como es el Subcontinente Indio?, donde se puede ver en alguno de sus emblemáticos parques nacionales al felino más grande del mundo, el Tigre de Bengala (Panthera tigris), además de cientos de pájaros, en muchas ocasiones, con llamativos colores que no dejan a nadie indiferente.

Porque hay que recordar que, a pesar de ser el segundo país del mundo más poblado, con unos 1300 millones de habitantes, y la presión que ejerce toda su población sobre la naturaleza, India es uno de los países del mundo que tiene tal biodiversidad, que lo hace irresistible para cualquier persona en busca de naturaleza salvaje con buenas opciones de fotografía.

Hemos recorrido un territorio ínfimo de lo que es el total de la India, con 3287 millones de km2 de extensión, más de seis veces España, pero como es lógico, se necesitaría mucho tiempo para recorrerlo en su totalidad.

Los lugares que visitamos fueron el Parque Nacional de Keoladeo Ghana y el río Chambal en el estado de Uttar Pradesh, luego viajamos al centro del país, al estado de Madhya Pradesh, donde se encuentra el Parque Nacional de Bandhavgarh, y por último, visitamos el norte del país, muy cerca de la cordillera del Himalaya, en el estado de Uttarakhand, donde se encuentran el Parque Nacional de Jim Corbett, Pangot y Sattal.

El viaje ha sido todo un éxito con un total de 302 especies diferentes de aves vistas, y en su mayoría fotografiadas, 19 especies de mamíferos, y otras tantas de anfibios y reptiles. Pero todo esto no habría sido posible sin la ayuda de nuestro guía nepalí Sanzeev Acharya, un gran conocedor de todas las especies de India y Nepal, que con mucho esmero y dedicación nos iba descubriendo para nosotros, con lo cual, si viajais a India o Nepal, no lo dudéis, contactar con Sanzeev Acharya porque es, sin duda, un gran guía y una persona que se puede confiar perfectamente, saldréis encantados.
CONTACTO: sanzeev.acharya@gmail.com

Os dejo algunos datos útiles que pueden servir a futuros visitantes al país:

- ALOJAMIENTOS
Los alojamientos han sido bastante buenos en general. Hemos tenido habitaciones amplias con baños limpios y camas, dentro de lo que cabe, cómodas.

- CLIMA
El clima en la India es muy variable, según en la zona donde te encuentres. En el norte del país por su proximidad a la cordillera del Himalaya, el clima es bastante frío al encontrarte en una zona alpina, a diferencia de otras zonas del país donde se puede tener clima templado, subtropical o tropical. Basándonos en nuestro viaje, cuando anduvimos por la zona central del país Agra y Bandhavgarh, el clima fue muy caluroso, sin embargo, la temperatura fue bastante fría, sobre todo por las mañanas y tardes, en la zona de Corbett, Pangot y Sattal, por lo comentado anteriormente, estas zonas están muy próximas a la cordillera del Himalaya.

- SEGURIDAD
No nos hemos movido por grandes urbes, a excepción de la visita al Taj Mahal. Nuestras visitas han sido a Parques nacionales y reservas de fauna, con lo cual, son zonas bastante seguras, con muy bajo nivel de incidencias.

- SEGURO DE VIAJE
IMPRESCINDIBLE, sí, con mayúsculas. La experiencia me ha dicho que llevar un buen seguro de viaje es imprescindible para quedar cubierto ante cualquier problema que te pueda surgir, y creedme, nadie está libre de ello, lo digo por la experiencia de viajes anteriores.

- TRANSPORTE
El medio de transporte que utilizamos fueron dos minibuses. El primero en la primera parte del viaje, en la zona de Agra y río Chambal y el segundo a nuestra vuelta a Delhi procedentes del Parque Nacional de Bandhavgarh. En Bandhavgarh nos movimos en el interior del parque con todoterreno descapotable, único vehículo permitido, el cual, te proporcionan ellos con guía. También hicimos dos viajes en tren, el primero desde Baratpur a Katni (cerca del Parque Nacional de Bandhavgarh) y el segundo para volver desde Katni a Nueva Delhi. Toda una experiencia viajar un tren por la India.

- COMIDAS
Por lo general, la cocina era buena, pero en algunos casos muy picante. Siempre pedíamos al personal de restaurantes u hoteles la comida "no spicy", pero ni aun así nos librábamos, y la verdad que, hay que tener mucho cuidado y proteger nuestros sensibles estómagos occidentales, porque te pueden chafar el viaje, que no fue por suerte nuestro caso. También es recomendable seguir a rajatabla consejos como, no ingerir verduras crudas en ensalada, porque nunca se sabe con qué fuente de agua está lavada, o beber solamente agua embotellada, etc.

- PRECAUCIONES SANITARIAS
Después de pasar por Medicina Preventiva en el hospital 12 de octubre de Madrid, solamente me dijeron de tomar Vibotif para prevenir la fiebre tifoidea. Siempre se debe acudir antes del viaje al servicio de atención al viajero en cualquier hospital, para que te hagan las recomendaciones más apropiadas al país que vas a visitar.

- DIFERENCIA HORARIA
4 horas y media más que en la península ibérica.

- MONEDA Y CAMBIO A EUROS
La moneda del país es la rupia india.
100 rupias equivalen a 1,25 euros aproximadamente en el momento de nuestro viaje.

Como en crónicas anteriores que he escrito, están separadas las fotos de animales en otra página diferente, la cual, se puede acceder desde este enlace:

FOTOS DE FAUNA

MAPA DE LA INDIA


Día 10 y 11 de marzo
Viaje desde Madrid a Nueva Delhi - Parque Nacional de Keoladeo Ghana




Ricksaw con un guía sij del parque

Charca en Keoladeo Ghana


Quique, Sanjib, Manolo, Coral y Guille

Salimos de Madrid el día 10 de marzo a las 5:50 y llegamos a Nueva Delhi sobre las 03:00 del día 11, después de una escala en Roma de 6 horas.

Eran las 4 de la mañana aproximadamente cuando salimos del aeropuerto Indira Ghandi en la capital india y allí nos estaba esperando Sanjib Acharya, el guía que nos iba a acompañar en la totalidad del viaje.

Coral y Manolo ya conocían a Sanjib porque le habían tenido de guía en un anterior viaje a Nepal, de hecho, ellos fueron los que propusieron en este viaje contratar los servicios de la empresa en la que estaba Sanjib trabajando como guía en la actualidad. Hablaban maravillas de él y la verdad es que no exageraron para nada, Sanjib no solamente es buenísimo como guía ornitológico, si no que, también es una persona muy humilde y amable que te hace muy cómodo y agradable el viaje.

Sanjib es nepalí y había venido a trabajar a India a una de las empresas con más solera de todo el país, en cuanto a viajes de aventura y de naturaleza, Indian Adventures.

Mientras nos presentábamos y saludábamos en el aeropuerto, llegó el minibús que nos iba a transportar la primera parte del viaje. El minibús tenía unas 20 plazas y era para nosotros nada más, todo un lujo de comodidad.

Esta primera parte del viaje nos iba a llevar el primer día hacia Baratpur, a unas 6 horas de camino desde el aeropuerto, donde ya pudimos ver en el trayecto los primeros "bimbos" del viaje para algunos de nosotros, como Drongo real (Dicrurus macrocercus), Alción de Esmirna (Halcyon simirnensis), Tántalo indio (Mycteria leucocephala), Ibis oriental (Threskiornis melanocephalus), por nombrar algunos.


Atardecer en el parque de Keoladeo

Ganado en una laguna del parque


Sambar (Rusa unicolor)

En las agotadoras y eternas 6 horas que duró el viaje, paramos un par de veces para pagar tasas de peaje y para tomar un café, antes de llegar a nuestro primer alojamiento, el hotel Kadamb Kunj, donde íbamos a pasar nuestra primera noche.

Llegamos sobre las 11 de la mañana y nada más hacer el checking en el hotel, desayunamos y pusimos rumbo al Parque Nacional de Keoladeo Ghana, un increíble lugar de esos que te dejan siempre ganas de más, un buen comienzo para empezar el viaje.

La manera de recorrer el parque es en ricksaw, un triciclo a pedales conducido por un operario del parque.

La primera zona era bastante árida y seca, pero no por ello, menos interesante que otras. Allí iban apareciendo especies de aves muy sugerentes, como Bulbul cafre de la sp. humayuni (Pycnonotus cafer humayuni), otra subespecie, en esta ocasión de la Abubilla común (Upupa epops ceylonensis), Mochuelo brahmán (Athene brama), Suimanga asiático (Cinnyris asiaticus), Barbudo calderero (Psilopogon haemacephalus), Turdoide matorralero (Turdoides striata), Estornino de las pagodas (Sturnia pagodarum), etc., y no sólo aves, si no también aparecían los primeros mamíferos y reptiles, entre ellos, Macaco reshus (Macaca mulatta), Zorro volador de la India (Pteropus giganteus), Chital (Axis axis) y una imponente Pitón de la India (Python molurus) de varios metros de larga.

Después del pic-nic al mediodía emprendimos la ruta por la segunda parte del parque, una zona más encharcada en la que iban cayendo cada vez, más y más especies nuevas. Por ser sinceros me lo estaba pasando pipa, en muchas ocasiones sin saber a dónde mirar porque había pájaros por todos lados. Por nombrar algunos, Grulla sarus (Antigone antigone), Carricero estentóreo de la sp. brunnescens (Acrocephalus stentoreus brunnescens), Garcita verdosa de la sp. chloriceps (Butorides striata chloriceps) Abejaruco esmeralda oriental (Merops orientalis), Miná ribereño (Acridotheres ginginianus), Estornino pío común (Gracupica contra), Ánade picopinto indio (Anas poecilorhyncha), Bulbul orejiblanco (Pycnonotus leucotis), etc.

Al hacer la lista por la noche, contamos que habíamos visto en este primer día 116 especies de aves, de las cuales, la gran mayoría de ellas fueron "bimbo" para mí (pincha en el enlace si no sabes lo que es un bimbo, aunque el resumen es "ver una especie nueva". En este enlace hay un artículo que explica de donde viene esta descripción).

En definitiva y para resumir, día completísimo pajareando en Keoladeo Ghana, pero la pena fue no tener un día más para repetir en ese alucinante lugar.


Pelicano ceñudo (Pelecanus crispus)

Tántalo indio
(Mycteria leucocephala)


Garcilla india (Ardeola grayii)



Día 12 de marzo
Río Chambal y Taj Mahal


Isleta con Gavial en el río Chambal

Todo el grupo en el embarcadero


Ganado cruzando el río Chambal

Después de un anterior día prácticamente sin parar, en el Parque Nacional Keoladeo Ghana, hoy parecía que iba a ser algo más tranquilo en cuanto a pájaros, pero finalmente, tuvimos una mañana también muy ajetreada en el río Chambal. La tarde sería mucho más tranquila visitando el Taj Mahal en Agra.

Volviendo a la mañana; empezamos muy pronto, sobre las 6:30 nos levantamos y a las 6:45 estábamos desayunando. Una vez terminamos, viajamos en coche unas 2 horas hasta llegar al río Chambal.

Al llegar allí, nada más bajarnos del coche vimos un Colinegro indio (Oenanthe fusca), una Tarabilla terrestre de la subespecie cambaiensis (Saxicoloides fulicatus cambaiensis) y un Mochuelo brahmán (Athene brama).

Seguidamente, andamos el largo puente que cruzaba el río hasta llegar a la otra orilla, donde nos esperaban para embarcar y comenzar el tour por el río Chambal, del que dicen que, es el más limpio del país, y debe serlo, por la fauna que alberga dentro y alrededor de sus aguas, pero, sobre todo, porque de allí se extrae un buen porcentaje del agua que abastece el país. Mientras tanto, Manolo ya había divisado un alcaraván que le parecía raro en una pequeña isla en medio del río.

En el bote viajábamos, además del barquero y otras dos personas de la tripulación, nosotros cuatro, Sanjib y un amigo suyo, que era compañero de trabajo en Asian adventures, Shyam Sharma, que, por cierto, él vive pegado a Keoladeo Ghana y el día anterior nos había acompañado también en nuestra visita al parque.


Mochuelo brahmán (Athene brahma)

Alcaraván picogrueso indio (Esacus recruvirostris)


Canastera chica (Glareola lactea)

Cuando zarpamos, le comenté a Shyam que le dijera al barquero que se acercara a esa isleta, donde Manolo desde lo alto del puente había visto una especie de alcaraván raro, y bimbo, allí estaba un precioso Alcaraván picogrueso indio (Esacus recurvirostris).

Durante las dos horas que duró el tour, fuimos viendo todos esos objetivos que teníamos marcados para el día.

El primero había sido el alcaraván, nada más salir del muelle de embarque, luego apareció un Charrán ventrinegro (Sterna acuticauda) volando a ras del agua, y más tarde, nos acercaron a una pequeña isla de arena, donde había un buen número de Canastera chica (Glareola lactea), junto a otro nutrido grupo de Rayador indio (Rynchops albicollis).

Luego recorrimos una de las orillas del río, y en el cortado que se levantaba delante de nosotros, pudimos ver varios Mochuelo brahmán (Athene brama) en pequeñas oquedades en la pared.

De repente Shyam cantó "Gharial, Gharial", y todos miramos hacia donde señalaba, a la otra orilla del ancho río Chambal. a más de 100 metros. Realmente, este era de todos los objetivos que teníamos marcados en el día, uno de los que más ganas tenía de ver, a ese cocodrilo de hocico delgado, como una espada con dientes, llamado en castellano Gavial (Gavialis gangeticus).


Gavial (Gavialis gangeticus)

Macaco reshus
(Reshus macaque)


Charrán ventrinegro (Sterna acuticauda)

Al mirar con los prismáticos, pudimos apreciar que había dos ejemplares descansando en la orilla donde señaló Shyam, y más tarde, pudimos ver 4 ejemplares más en distintos lugares.

Hubo un momento mágico, en el que teníamos en el mismo plano de visión, 3 ejemplares de Gavial (Gavialis gangeticus), un grupo de Rayador indio (Rynchops albicollis), Charrán ventrinegro (Sterna acuticauda), Correlimos de Temminck (Calidris temminckii), Ánsar indio (Anser indicus), Suirirí de Java (Dendrocygna javanica) y Cocodrilo de las marismas (Crocodylus palustris), una auténtica pasada.

Una vez terminada la jornada matutina de pajareo, fuimos a comer, y por la tarde, teníamos una visita programada al Taj Mahal.

Simplemente decir que, este mausoleo construido por el emperador Shah Jahan, no es solamente una de las 7 maravillas del mundo, si no que es, un impresionante complejo de edificios construidos por amor a su decimocuarta esposa. Una auténtica obra maestra de ingeniería. Realmente, merece mucho la pena visitarlo.

Terminada la tarde, compramos unos bocatas en un restaurante y fuimos hacia la estación de tren. Íbamos a pasar toda la noche viajando hacia el centro de la India, hacia Katni, cerca del Parque Nacional de Bandavhgarh, la tierra del tigre. Este era nuestro próximo destino.


Taj Mahal con reflejo

Primer plano del Taj Mahal


En blanco y negro



Día 13 de marzo
Moonson forest lodge


Langur común
(Semnopithecus estellus)

Tórtola moteada occidental (Spilopelia suratensis)


Urraca vagabunda
(Dendrocitta vagabunda)

Viajar toda una noche en un tren en India, es una experiencia indescriptible. Dormimos en una cabina pequeña de la clase superior, donde por el pasillo pasaban todo tipo de personas, con un olor en el tren que creo que me duró varios días en mi nariz, lo dicho, por mucho que cuente, eso es para verlo, es difícil de describir con palabras.

A las 6:45 llegamos a Katni, donde nos esperaban dos coches para hacernos el transfer hasta el Parque Nacional de Bandhavgarh.

El viaje duró unas dos horas aproximadamente hasta llegar a nuestro siguiente alojamiento, el Monsoon forest lodge. Por el camino, y según nos acercábamos al parque, vimos varios carteles que decían: "Land of Tigers". Solamente ver esa inscripción en las señales ya me emocionaba y estaba deseoso de llegar, aunque la verdadera aventura en Bandhavgarh, empezaría al día siguiente, ya que, los miércoles permanecía el parque nacional cerrado por las tardes y no se permitía la entrada.

Eran las 9 de la mañana cuando llegamos al lodge. Teníamos libre hasta la hora del almuerzo, con lo cual, unos lo dedicaron a descansar, Coral se dio un buen baño en la piscina del lodge, y Manolo y un servidor recorrimos los jardines en busca de pájaros.


Calao gris indio
(Ocyceros birostris)

En Monsoon forest (Bandhavgarh)


Cotorra cabeciazul
(Psittacula cyanocephala)

Pudimos ver con relativa facilidad, Langur de Jánuman (Semnopithecus entellus), Tórtola moteada occidental (Spilopelia suratensis), Papamoscas de Tickell (Cyornis tickelliae), Trepador indio (Sitta castanea), Prinia de Hodgson (Prinia hodgsonii), Pico crestipardo (Dendrocopos nanus), Mosquitero siberiano (Phylloscopus tristis) y Cálao gris indio (Ocyceros birostris), por nombrar algunos.

El almuerzo fue a las 13:30 horas y después, Sanjib nos llevó a buscar pájaros en las inmediaciones del lodge, aunque la suerte no nos acompañó, ya que, una gran tormenta se echó encima sobre las 16:30 y tuvimos que volver rápido perdiendo más de hora y media de pajareo, aun así, pudimos ver Oruguero de Macé (Coracina macei), Cotorra cabeciazul (Psittacula cyanocehala), Vencejo arborícola coronado (Hemiprocne coronata), por cierto, una chulada de pájaro, Minivet chico (Pericrocotus cinnamomeus), Carraca india (Coracias benghalensis), Urraca vagabunda (Dendrocitta vagabunda), Ceniciento chico (Tephrodornis pondicerianus), Colirrojo tizón de la subespecie rufiventris (Phoenicuros ochruros rufiventris), etc.

Descansamos bien esa lluviosa tarde, cenamos pronto y fuimos a la cama, que al día siguiente había que levantarse pronto para ir a buscar al felino más grande del planeta...


Día 14 de marzo
Parque Nacional de Bandhavgarh


Parque Nacional de Bandhavgarh

En la puerta del parque


Coral en la zona de picnic del parque

La gran aventura va a empezar, estamos en Bandhavgarh, la tierra del Tigre, donde seguro que nos esperan múltiples aventuras que más tarde contar. Eso es lo que pensaba cuando llegamos a ese mítico parque nacional indio. De hecho, sólo pensar que este parque nacional, junto al de Kahna, fueron las piedras angulares donde se inspiró Rudyard Kipling para escribir "El libro de la selva", ya vale pararse un momento y soñar un poco.

A las 5:30 de la mañana nos despiertan con un té con galletas que nos llevan a la habitación. Como dice Guille, esto es un lujo asiático.

A las 6:00 estamos todos nosotros en un jeep descapotable, junto con Sanjib y el conductor. Antes de entrar al parque paramos en el centro de visitantes para recoger al ranger que nos han asignado. Un ranger tiene que viajar en cada uno de los 21 jeeps que pueden entrar cada jornada al parque.

Eran las 7 de la mañana cuando, por fin, entramos. Bandhavgarh es un parque con grandes valles que recorren amplios ríos y con una extraordinaria fauna, donde la estrella es, como no, el Tigre de Bengala (Panthera tigris), aunque el número de mamíferos es bastante alto, con varias especies diferentes de cérvidos y multitud de aves.

En la primera parte del tour, buscamos con ahínco al "gran gato", aunque no hubo suerte, pero sí aparecieron otros mamíferos como Chacal dorado (Canis aureus), Meloncillo rojo (Herpestes smithii), Jabalí (Sus scrofa cristatus), Chital (Axis axis), etc. Entre las aves, vimos un gran número de Turdoide matorralero (Turdoides striata), muy abundante, además de Malcoha sirkir (Taccocua leschenaultii infuscata), un ave difícil de encontrar, Alcaudón pardo (Lanius cristatus), Drongo de raquetas grande (Dicrurus paradiseus rangoonensis), Pavo real común (Pavo cristatus) y Abanico cejiblanco (Riphidura aureola), entre otros.


Malcoha sirkir  (Taccocua leschenaultii)

Drongo de raquetas grande
(Dicrurus paradiseus)


Pavo real común (Pavo cristatus)

A mitad de la mañana, paramos para desayunar un pic-nic que nos habían preparado en el lodge. La zona de parada era un área de seguridad, donde no podías salir, porque te advierten que es peligroso aventurarse andando fuera por motivos obvios.

Sobre las 11 de la mañana, se da por finalizado el tour matinal. Por la tarde volveremos para realizar un nuevo tour dentro del parque.

Volvemos al lodge y aprovechamos el tiempo pajareando por los alrededores antes del almuerzo. Entre los pájaros que vemos, se puede destacar Anteojitos oriental (Zosterops palpebrosus), Cálao gris indio (Ocyceros birostris), Urraca vagabunda (Dendrocitta vagabunda), Carraca india (Coracias benghalensis), etc.

El safari de por la tarde es un calco al de por la mañana, el tigre no aparece, aunque vemos otros mamíferos que no habíamos visto por la mañana, como Gaur (Bos gaurus) y Sambar (Rusa unicolor), dos cérvidos bastante grandes.

También aparecen pájaros interesantes, como Pico mahratta (Leiopicus mahrattensis), Águila india (Aquila hastata), Culebrera chiíla (Spilornis cheela), etc.

Terminado el safari, volvemos al lodge y hacemos un pequeño tour por los alrededores para buscar rapaces nocturnas antes de cenar. Escuchamos un Mochuelo de jungla (Glaucidium radiatum) y logramos ver un Chotacabras hindú (Caprimulgus asiaticus). Sin más, ducha, cena y a la cama, que mañana volverá a ser un día duro.


Gaur (Bos gaurus)

Pastor


Águila india (Aquila hastata)


Fatbirder's Top 1000 Birding Websites
© micuadernodecampo.com 2004
Web diseñada, mantenida y actualizada por Quique Marcelo

Página optimizada a 1024 x768